ESPECIALISTAS EN GINECOLOGÍA

                                     


Los trastornos ginecológicos más frecuentes hoy tienen solución a través de técnicas no invasivas.

Con el desarrollo de la ginecología regenerativa, numerosos padecimientos que afectan a la mayoría de las pacientes pueden ser tratados con láser ginecológico u otras técnicas mínimamente invasivas, con excelentes resultados y mejorando sustancialmente la calidad de vida de nuestros pacientes.

El el IAF contamos con dos médicas especialistas en ginecología
con enfoque específico en estas problemáticas.

SOLICITAR MÁS INFO
CONSULTAR AHORA POR WHATSAPP

CONTACTATE AHORA Y OBTENÉ ASESORAMIENTO PERSONALIZADO


Completá el formulario y nos pondremos en contacto a la brevedad.

INFORMACIÓN

Problemas muy frecuentes y poco valorados.

La mayoría de las mujeres padecen en su vida cotidiana estos trastornos.
Por ser de carácter benigno, durante mucho tiempo no se otorgaron soluciones efectivas a estos temas.

Cerca del 65% de las mujeres adultas sufre de incontinencia urinaria de esfuerzo.

Se manifiesta en aquellas que realizan actividad física o actividades cotidianas donde hay impacto, a través de escapes involuntarios de orina.
Esto se debe a que el impacto aumenta la presión intraabdominal y sobrecargan la musculatura y los ligamentos del suelo pélvico provocando la incontinencia de orina y un gran discomfort para quien lo sufre.

Estas manifestaciones afectan frecuentemente las relaciones sexuales.

Prácticamente todas las mujeres post menopaúsicas padece de sequedad vaginal, y un gran número de ellas padece además de picazón crónica. Consecuentemente, en muchos casos, estos tres padecimientos afectan la calidad de vida y restringen las actividades cotidianas.

Soluciones efectivas y no invasivas.

Desde hace unos años, se han realizado numerosos avances en estas problemáticas.

El láser ginecológico es probablemente la herramienta más versátil.
Con el correr de pocas sesiones, luego de una adecuada selección de los pacientes a tratar, se consigue reducir o eliminar la incontinencia leve a moderada, el prurito y aumentar significativamente la lubricación vaginal.

¿En qué consiste el procedimiento?

El láser ginecológico es útil para tratar varias disfunciones del área genital femenina.
Está indicado como tratamiento para la sequedad vaginal, para disminuir la amplitud del canal vaginal y reducir o eliminar la incontinencia de orina de esfuerzo en casos leves y moderados.

Es un procedimiento seguro, sencillo, ambulatorio e indoloro que resuelve o mejora sustancialmente estas molestias, fortaleciendo el suelo pélvico y reduciendo el canal vaginal.

¿Cómo se realiza?

Se realiza en consultorio, con anestesia tópica local (no inyectable), con retorno inmediato a las actividades cotidianas

Se realizan 4 sesiones, una por mes.
Se recomienda una sesión de mantenimiento cada seis meses.
Toma aproximadamente entre 10 y 15 minutos.
La anestesia es local, no inyectable.
No hace falta complementar con analgésicos ni antibióticos.
La recuperación es muy rápida.
No requiere ninguna preparación especial. (sólo no estar en período menstrual)
Se recomienda abstinencia sexual durante 72 hs post laser.
Es un procedimiento indoloro, con mínimas molestias, a lo sumo una sensación de calor.


CADA PACIENTE POSEE UNA PROBLEMÁTICA DIFERENTE

Con una adecuada evaluación es posible trazar un camino
que te permita reducir o eliminar estos inconvenientes

OTRAS PROBLEMÁTICAS Y OTRAS SOLUCIONES


Tras un parto se puede tener la sensación de mayor amplitud del canal vaginal, sequedad, pérdidas de orina, atrofia vaginal, cicatrices, dificultad para reiniciar las relaciones sexuales por dolor y otras molestias.

El sìndrome genitourinario de la menopausia es un conjunto de síntomas y signos que aparecen junto a las irregularidades menstruales de la transición a la menopausia o incluso un tiempo antes. Pueden persistir mucho tiempo después que se retira la menstruación.

Consiste en uno o algunos de estos:
Sequedad vaginal.
Dolor o pérdidas de sangre durante o después de las relaciones sexuales.
Infecciones urinarias a repetición.
Falta o disminución del deseo sexual.
Dificultad para alcanzar un orgasmo.
Sofocos.
Desgano o cansancio.
Incontinencia de orina.

Cada síntoma tiene al menos una solución.
La mayoría pueden resolverse con un tratamiento láser ginecológico.




Ginecología funcional, regenerativa y cosmética

Se trata de enfocar la genitalidad de una mujer sana de un modo diferente, acompañándola en las distintas etapas de la vida, colaborando en mejorar la calidad de vida y su sexualidad.

Funcional porque la sexualidad femenina debe ser placentera y satisfactoria.

Regenerativa porque el paso de los años provoca síntomas incómodos que pueden retrasarse, evitarse o resolverse. (ginecología Antiage)

Cosmética porque así como la cirugía plástica corrige la nariz si te incomoda o las mamas se pueden aumentar o disminuir, es resorte de la Ginecología Quirúrgica corregir inesteticismos vulvares, clitorideanos o vaginales si es que te molestan.

Consiste en utilizar diferentes tecnologías, tratamientos biológicos y técnicas quirúrgicas para que la intimidad se vea y se sienta bien.

Las mismas técnicas que se aplican en medicina estética para la región facial, también son útiles en los genitales femeninos.

CONSULTÁ EL PRECIO DE LAS PROMOCIONES VIGENTES

SOLICITAR UN TURNO
CONSULTAR POR WHATSAPP

CONSULTA TELEFÓNICA

Tel.: 4961-2504 / 4962-4261 / 4961-7065